Juan Urbano (protagonista de tres de las novelas anteriores de Benjamín Prado, Mala gente que camina, Operación Gladio y Ajuste de cuentas) deja la situación de testigo protegido para adentrarse en los entresijos de una familia catalana de mucho dinero, uno de esos 30 apellidos que tienen el 20% de nuestra riqueza. Una entrada provocada por su disponibilidad para escribir por encargo.

El encargo que le hace el verso suelto de la familia le lleva a adentrarse en la historia de una familia que se ha dedicado a negocios relacionados con el comercio, la banca y el desarrollo del ferrocarril,. Negocios que no siempre han sido limpios y que han tenido el comercio de personas una vía de enriquecimiento. El encargo es aparentemente puro: localizar a la descendiente de una hija secreta de su tatarabuelo, que supuestamente vive en Cuba con el fin de reparar el daño causado.

Este encargo es abrir un polvorín en la familia, que no todos comparten el interés y menos aún las ganas de compartir el patrimonio familiar con una descendiente negra a la que no conocen. Y, además, los problemas familiares de los últimos cuarenta años surgen con toda su nitidez, desde la vergüenza a llevar un apellido a las razones de una viudez.

La novela, como se puede apreciar, tiene una trama interesante que se desarrolla con brillantez en su última parte, en donde Urbano se enfrenta a toda la saga familiar, madre e hijos por separado, con intereses diferentes. Todo lo cual le afecta a él en su relación sentimental con una arqueóloga.

Las dos primeras partes de la novela entremezclan historia familiar e historia a secas; como vía para explicar fragmentos de la historia familiar que se vinculan con ser una de esos 30 apellidos. Y aquí, posiblemente la novela se podrá haber adelgazado en favor de la historia familiar; apasionante.

Cuba es, en este sentido, parte relevante de los comentarios y anotaciones de Benjamín Prado; proporcionando una visión muy crítica del régimen cubano. Al mismo tiempo, la exposición de la época anterior a 1898, es realmente interesante por lo poco conocido. Resulta paradójico, en este caso, ver donde estaba el origen de modelos de negocio tan conocidos entre nosotros en la actualidad.

Sin duda, una novela de lectura fácil, donde nos coloca ante interrogantes morales y cómo salir de ellos; sobre el valor del dinero y de la memoria; del peso de la ética en el comportamiento . Pero, sobre todo, queda la capacidad del autor de envolvernos en una historia familiar que desata traumas y complejos de cada uno de sus protagonistas.

Pin It on Pinterest

Share This
A %d blogueros les gusta esto: